El Jaguar E-Type (o Jaguar XK-E en los Estados Unidos) fue fabricado entre 1961 y 1975, presentándose en el Salón de Ginebra de 1961, en donde causó gran sensación, al igual que en el Salón de Nueva York donde se presentaría para el público americano poco después. Su diseño fue obra de Malcolm Sayer, destacando su aerodinámica línea -campo en el que el diseñador británico era especialista-.

Este año Jaguar celebrará el 50 aniversario del modelo precisamente en el Salón de Ginebra, destacando sus líneas con una pureza tal “que aún influyen en los Jaguar actuales”. El coche, capaz de alcanzar los 242 km/h, tenía el mismo motor que el utilizado en los XK, un seis cilindros en línea de 3.8 litros con doble árbol de levas y culata realizada en aluminio. Disponía de tres carburadores, y ofrecía una potencia de 265 CV a las 5.500 rpm. Sigue leyendo


Como curiosidad, destacar que el mismo Enzo Ferrari lo calificó en su momento como “el coche más bello del mundo”. Fue, en su momento, el coche de producción más rápido del mundo, y se vendieron más de 70.000 unidades. Fue, asimismo, uno de los primeros superdeportivos europeos en producirse masivamente, y no sólo de manera artesanal.

MotorSpain.com