Enfermedades del gato (I)

Un gato sano debe tener: ojos limpios y transaparentes, aliento fresco, oidos limpios, piel suave, sin bultos y sobre todo, un pelaje brillante. Las principales enfermedades que pueden afectar a tu gato son: lombrices intestinales, enfermedades protozooarias, parasitos externos, enfermedades contagiosas y generales. 

Los gusanos que pueden infectar al gato pertenecen a dos grupos: los gusanos planos o tenias (cestodos) y los gusanos redondos (nematodos). Entre las enfermedades protozooarias está la Coccidiosis y la famosa Toxoplasmosis. El contagio de toxoplasmosis no es tan frecuente y con cuidados básicos podemos prevenirla y convivir con ellos sin problemas ni preocupaciones.

Los parásitos externos estan comprendidos por la pulgas, garrapatas, sarna y tiña. Para su tratamiento es recomendable consultar a un veterinario y utilizar la variedad de productos hot exixtentes para el efecto de las mismas.

Entre las enfermedades contagiosas y generales estan las panleucopenia, calicivirosis, clamidiasis, tifus, entre otras. También están la leucemia, la otitis, etc. Cabe destacar que los gatos son propensos a las alergias, incluso pueden ser alérgicos entre ellos, al polvo, determinados antiparasitarios, perfume, maquillaje, detergentes etc.