Jorge Javier Vázquez tiene una gran amistad con los colaboradores y esos nombres con los que comparte cada día. Uno de ellos es Kiko Hernández, aunque también hay que reconocer que no siempre tienen una conversación seria y correcta, sino que las bromas además de los zascas están a la orden del día.

Siempre que ha salido alguna noticia o momento relacionada con el colaborador, Jorge Javier Vázquez no ha querido perdérsela y ha intentado comentarla de la mejor manera que sabe. Las bromas están siempre presentes como bien decimos, por lo que una vez más, volvemos a tener un zasca en toda regla por parte del presentador. ¿Quieres saber de qué se trata esta vez?.

“¿Qué tal las exclusivas, Kiko?”

Como bien sabemos, Jorge Javier Vázquez tiene una agenda muy ocupada. Hace poco más de un año volvía a ausentarse de su programa ‘Sálvame’ para poder cubrir otros puntos profesionales que comenzaban a protagonizar su vida. Desde un libro hasta la función teatral que ha tenido que suspender con mucha pena. Pero por aquel entonces todo iba más que estupendo en su carrera así que no quería perderse nada. Al frente del programa siempre han estado algunos de los rostros más conocidos como Terelu Campos o bien, María Patiño.

Aunque ahora también podemos ver cómo Kiko Hernández se pone al frente del mismo un día cada semana. Pues bien, siguiendo con la vista echada atrás, es cierto que a la vuelta el presentador lo primero que preguntó fue: “¿Qué tal las exclusivas?”. Una pregunta que iba dirigida hacia Kiko. Por un lado, cuando tuvo a sus hijas y por otro, cuando mostró su nueva casa. Son momentos personales que el colaborador quiso compartir con todos. De ahí que el zasca llegara de la mano de uno de sus mejores amigos como es Jorge Javier Vázquez. Por este motivo, ya parece que nada nos va a sorprender entre ellos.

Jorge Javier Vázquez le lanza un nuevo zasca a Kiko Hernández

Si bien es algo frecuente, en ocasiones hasta nos llega a sorprender y mucho. Porque en este caso, el zasca también dio de qué hablar y como tal, aquí lo estamos comentando. Sabemos que realmente siempre van en toques de humor, por esa amistad que hemos mencionado. Pero sea de una manera u otra, se llegan a decir.

El momento concreto fue cuando en el programa de ‘Sálvame’ están comentando el supuesto viaje de Malú y Albert Rivera que hicieron a Portugal. Ya que, después de muchos meses esquivando a la prensa, parece que el equipo del programa había encontrado a la cantante cuando salía de un restaurante. Por lo que este tema estaba también dando mucho de qué hablar. Tras esta noticia el presentador afirmó que el equipo que tenían era el mejor, sin duda.

Claro que a tal afirmación, Kiko Hernández también tenía que contestar y lo hizo de la siguiente manera: “Por eso trabajo aquí y no en otros programas”. Pero claro, la cosa no quedó así de simple. Ya que es una de esas frases que pueden tener más argumentos y hasta un cierto debate. Pues sí, lo tuvo y es que Jorge Javier Vázquez ya sabe bien dónde darle al colaborador. Por lo que le contestó:“Porque no te llaman”.

La bromas entre Jorge Javier Vázquez y Kiko

Sabemos que cuando tenemos un buen amigo, podemos hacer las bromas que sean porque no le van a molestar, en la mayor parte de los casos. Pues algo similar es la relación que mantienen el presentador con el colaborador, y viceversa. Ya que después del zasca que hemos comentado, Kiko tenía una nueva respuesta. Le recordó a Jorge el programa de las ‘Bodas de Sálvame’. El cual, durante una temporada había conseguido tener a la audiencia enganchada. Pero el presentador le dijo que ya ni se acordaba de lo que era eso. Parece que de nuevo, la complicidad siempre está presente entre ellos.

Kiko sí presenta un programa de venta a las tres de la madrugada. Sí, una hora un tanto complicada, pero que forma parte de un proyecto que ha salido al margen de su programa diario. En este caso, Jorge Javier Vázquez quiso echarle una mano, comentando que no era nada sencillo. Ya que tiene que estar hasta altas horas de la madrugada trabajando para luego sentarse en el plató cada tarde. Un capote que contrasta con otros momentos de humor y zascas que suelen darse entre ellos.