Así es el coche del futuro y lo presenta Volkswagen

Pero el primer paso ha sido presentar en sociedad el primer coche del futuro bautizado con el nombre de ‘Sedric’ que viene del térmico anglosajón (Self-driving car) o coche autónomo en español. Este vehículo carece de volante, pedales y de un interior del habitáculo nada convencional. En su lugar se ha replanteado el vehículo que estamos habituados a ver circular por las carreteras y se propone de diseño rompedor.

A nadie se le escapa el asunto DieselGate en el que Volkswagen estuvo en la cuerda floja. Sin embargo, sus planes de futuro han seguido hacia delante y proponen la estrategia ‘Together-Strategie 2025’. En ella se proponen incluir una gran flota de modelos de coches autónomos e híbridos antes de llegar al año 2025. Y este Volkswagen Sedric es el primer paso para conseguir un coche totalmente autónomo y que no necesite de un piloto.

coche del futuro sedric vw

¿Qué propone Volkswagen para su coche del futuro?

El Volkswagen Sedric es el primer modelo completamente autónomo que el grupo alemán presenta en sociedad. Además, es el primer automóvil de nivel 5 según las pautas elaboradas por la SAE (Society of Automotive Engineers), en la que podemos ver una lista de niveles que van desde el 0 (los coches habituales que podemos ver nuestras carreteras habitualmente) hasta el nivel 5 como esta propuesta de Volkswagen.

Ahora bien, si todavía no te has podido hacer una idea de cuál es el nivel autómata de este Volkswagen Sedric, te podemos decir que los modelos de Tesla se encuentran actualmente en un nivel 3 con su Tesla Autopilot.

Por otro lado, ¿recuerdas a Michael Knight en el ‘Coche fantástico’ cuando llamaba a K.I.T.T. a través de su reloj? Pues este coche del futuro tiene implantada esta idea en forma de mando a distancia con geolocalización. Es decir, el dueño de este vehículo autónomo reemplazará la llave convencional por un mando a distancia. Y con solamente pulsar su botón, el Volkswagen Sedric se pondrá en marcha hasta llegar a ese punto en el que el usuario se encuentra.

Nada de mandos físicos, la voz es la que manda

Los asistentes personales están asumiendo mucho protagonismo. Solamente hay que echar un vistazo a las últimas ferias tecnológicas del año y veremos cómo marcas de prestigio apuestan fuerte por este tipo de tecnología. Es decir, quieren que la voz sea la protagonista de todo.

Dicho y hecho. Así es cómo Volkswagen quiere que los usuarios establezcan un vínculo con sus automóviles. Y este coche del futuro llamado Volkswagen Sedric será controlado por los usuarios a través de comandos de voz. Por poner un ejemplo práctico: quieres que una persona de la tercera edad llegue a su casa o que los niños vayan al colegio en un coche de estas características. Lo único que hay que decirle al Volkswagen Sedric es la dirección. El concepto de automóvil futurista, gracias a sensores y la tecnología pertinente, llegará al punto de destino sin problema alguno. Es más, cómo suele ocurrir en estos casos, cada vez es más frecuente recibir alertas del tráfico y conocer el estado de las carreteras en vivos para así poderte anticipar a un molesto atasco. Por último, el Sedric irá informando a los ocupantes de su interior de cuánto durará el viaje y qué podrá encontrar en el destino.

El habitáculo no es nada convencional

El Volkswagen Sedric no tiene un habitáculo como suele conocerse en la industria automovilística. En este caso hay espacio para 4 ocupantes. Y estos deberán compartir espacio con los bultos con los que viaje.

Ahora bien, no hay que preocuparse en absoluto: el acceso al coche del futuro es cómodo y accesible por cualquier ocupante. Las puertas se abren lateralmente —siempre que el Sedric reconozca al usuario mediante sensores—, por lo que el espacio de entrada es muy espacioso. Además, los 4 asientes están encontrados, esto hace que el espacio libre entre las plazas es enorme.

Sin embargo, este coche del futuro no es más que un concepto más en los que la industria del automóvil trabaja. Por lo que en caso de salir en venta en algún momento, su aspecto —o características— podrían diferir de este modelo público.

Comentarios
¡Síguenos en Facebook!