Kylie Jenner ha logrado ser la multimillonaria más joven del mundo, superando a
Mark Zuckerberg, quien encabezaba la lista con 23 años. Hay que reconocer que ella tenía una clara ventaja al pertenecer a una famosa familia. Pero la joven no quiso conformarse, y es por esto que hace tres años lanzó su primera línea de cosméticos.

La multimillonaria más joven del mundo

Su famosa familia, más la popularidad que cosecha en las redes sociales han sido una gran ayuda en la fortuna que ha amasado. y lo mejor de todo es que la empresa es solo suya. La cual no está formada por demasiados empleados. La millonaria tiene a 7 personas a tiempo completo, y 5 a tiempo parcial.

Kylie Jenner subcontrató a la tienda online Shopify para las ventas. Para las finanzas y las relaciones públicas cuenta con su madre, la cual tan solo se lleva un 10%. Y gracias a sus 136 millones de seguidores, la promoción es prácticamente gratuita. Sus beneficios son cuantiosos, y llegan directos a su bolsillo.

Para crear su marca Kylie Cosmetics tuvo que invertir 250 mil dólares. Su primer lanzamiento en labiales a 29 dólares se vendió al completo en el primer minuto de ventas, y en la reventa de estos, llegaron a alcanzar un precio de 1.000 dólares. Su colección de vacaciones tuvo casi 19 millones de dólares en pedidos a peas 24 horas.

A finales de 2016, Kylie Jenner ya vendía 50 productos diferentes, los cuales le reportaron 307 millones de dólares, y todo en menos de un año. Debido al éxito, enseguida comenzó a añadir diferentes cosméticos, como sombras de ojos, delineador de ojos y más.

La fiesta total pink de Kylie Jenner

kylie-jenner-fiesta

Con motivo del lanzamiento de la nueva línea Kylie Skin, la propia Kylie Jenner decidió hacer una gran fiesta como celebración. La más joven del clan Kardashian-Jenner es la multimillonaria más joven del mundo, y su fortuna no cesa en su crecimiento.

Y lo mejor fue la decoración de esta fiesta, pues al ser el packaging de sus productos rosa, la fiesta fue al perfecto estilo ‘millenial pink‘. Kylie Jenner no descuidó ni un solo detalle en este día tan especial, y prácticamente toda su familia acudió al evento.

Aunque echamos en falta a su hermana mayor, Kendall Jenner. Aún así, la fiesta fue todo un éxito. Kylie recreó una pista de patinaje sobre ruedas en mitad de la sala del evento y pudimos ver muchos vídeos de lo bien que se lo pasaron sus invitados sobre la pista.

El color rosa fue el motivo principal, desde la comida hasta el vestuario de los invitados. Todos sin excepción cumplieron con el dress code que indicaba su invitación. Los estilismos de la fiesta no tuvieron desperdicio. Su madre se enfundo en un dos piezas rosa fucsia muy elegante. Kourtney llevó un vestido rosa de tirantes efecto mosaico, Kim un vestido ajustado en rosa efecto empolvado y Khloé un mono palabra de honor con una maxi melena.

Más sobre la fiesta de Kylie Jenner

En la fiesta total pink no falto ni un solo detalle. En ella había dos photocall para que los invitados se hicieran fotos de lo más divertidas. Uno de ellos recreaba la portada de una revista en la que se anunciaba la nueva línea de productos de cuidado facial de Kylie Jenner. Por supuesto, completamente rosa.

El otro, se trataba de un baño con teléfono y toda la decoración y la luz rosa. Pero lo mejor de este, era su bañera, llena de pelotas pequeñas hinchadas que recreaban a las típicas burbujas de baño. Todos los invitados disfrutaron mucho de la fiesta de Kylie.

El lugar fue decorado inspirado en los años 70-80. Con una gran pista de patinaje sobre ruedas en el centro, y asientos de aquella época. Incluso los envoltorios del menú del catering fueron de color rosa. Este estaba compuesto por helados, ramen, patatas fritas y demás, pero lo mejor fue el sushi color rosa.

Kylie Jenner borracha en su fiesta

Parece que Kylie Jenner se pasó un poco en su fiesta. Una cuenta de fans publicó un vídeo en el que podíamos ver a la más joven del clan Kardashian-Jenner en la que iba contenta de más. Junto a una amiga, y sobre la pista de patinaje, hemos tenido miedo de ver que caía al suelo.

Muchos achacan este ‘exceso de felicidad’ a que llevaba unas copas de más encima. Lo peor, es que las dos se encontraban en la pista de patinaje con sus copas. Y hay que decir, que Kylie iba pasadilla. Muchos de sus seguidores opinaron lo mismo en la publicación.

“¡Kylie Jenner borracha!”, “¡Cómo va!”, “Madre mía si va del revés”, “Un poco más y se cae”, “Nunca la había visto así” o “Qué fuerte” eran algunos de los comentarios de sus seguidores. Lo cierto es que no nos extraña, pues el nivel de vida de la familia tiene que ser de lo más estresante. ¿Quién no se ha pasado algún día? Aún así, sigue luciendo guapísima ante la cámara.