Siempre que compramos una prenda de ropa, y gastamos un poco más en ella, nos encantaría que durara en el tiempo. Es por ello que nos encantaría saber algunos trucos para que esto se hiciera realidad. Pues los hay y hoy vamos a ver algunos de ellos.

Es cierto que con los lavados y el paso del tiempo, la ropa tiende a estropearse, seguro que esas pequeñas bolitas en ella las has visto en más de una ocasión. Pues bien, si seguimos unos consejos o trucos, siempre podemos hacer un mejor uso de ellas. ¿Estás preparado o preparada?

1Ten cuidado en el primer lavado

Puedes ser uno de los fundamentales, porque es la primera vez a la que vamos a exponer la prenda en cuestión. Por eso, siempre es mejor leer bien las etiquetas. Ya sé que no siempre nos paramos a ello, pero en este caso sí es aconsejable, para cuidar de nuestras mejores prendas.

De ahí que algunas recomienden una buena temperatura del agua, otras que el lavado en seco es la mejor opción, etc. Por lo que en este caso seguir a rajatabla las indicaciones siempre nos llevará a un buen puerto. Es dar el primer paso para que el tiempo no pase por nuestros trapitos de calidad.

Atrás