La infancia de muchos fue marcada por grandes personajes que, con el tiempo, todos se enteraron que eran gays.

El término homosexual hace referencia a la atracción romántica, sexual o comportamiento sexual entre miembros del mismo sexo o género. Éste es un patrón que da sentido a la identidad de la persona basada en esas atracciones, los comportamientos relacionados y la pertenencia a una comunidad que comparte esas atracciones.

Los gays son personas homosexuales masculinas, es decir, este término designa a aquellos hombres a los que les atraen sexual y emocionalmente otros hombres. Mientras que el lesbianismo es el término empleado para hacer referencia a la homosexualidad femenina, mujeres que experimentan amor o atracción por otra persona de su mismo sexo.

Del mismo modo, la comunidad LGBT es la sigla compuesta por las iniciales de las palabras Lesbianas, Gays,​ Bisexuales y Transgénero. En este sentido, aquí son agrupadas las personas con las orientaciones sexuales e identidades de género relativas a esas cuatro palabras, así como las comunidades formadas por ellas.

En efecto, la expresión tuvo su origen en el idioma inglés en los años noventa. El término ha sido resultado de una evolución en la que se fueron agregando letras con el fin de incluir a diversas comunidades discriminadas por su identidad sexual. Lamentablemente, la sociedad se ha encargado de excluirlos y tratarlos de mala forma, sin entender, que ellos también son personas que sufren y padecen como todos.

A continuación, te presentaremos una lista con los personajes gays que han formado parte de tu infancia.

2Scar

el-rey-leon-scar

Aunque se nieguen rotundamente a creerlo, El rey león está plagado de personajes gays. Entre ellos destaca Scar, el malvado tío de Simba y hermano de Mufasa.

Se pudo conocer que los guionistas de esta inédita película decidieron atribuirle todo un conjunto de rasgos y características que, en el Hollywood clásico, se utilizaron siempre para identificar al villano gay. Algo complicado de ver a primer plano, sin embargo, parece que todo está más que dicho.