Consejos para que una entrevista de trabajo tenga éxito

Cuando buscamos trabajo, tenemos que estar preparados para que en cualquier momento nos llamen para una entrevista. Sin duda, es un momento de nervios y de tensión porque sabemos que nos jugamos mucho. Una entrevista de trabajo es algo común, pero que cuenta con ciertas preguntas.

Unas preguntas que podemos preparar de alguna manera. Si bien es cierto que no conocemos exactamente lo que nos van a preguntar, también hay que decir que en ocasiones algunas sí son bastante comunes. Así que, es un buen momento para llevar la lección aprendida a nuestra entrevista de trabajo.

tener-exito-en-entrevista-de-trabajo

¿Qué sabes de nuestra empresa?

Cuando acudimos a una entrevista de trabajo, una de las preguntas básicas es la de: ¿Qué sabes acerca de nuestra empresa?. Sin duda, es una manera también de romper el hielo y de ver, si tienes claras las ideas hacia lo que te puedes enfrentar.

En toda pregunta de este tipo, no sirve contestar con monosílabos o palabras de la talla de “poco”. Sin duda, son muchos los candidatos que optarán por un puesto como éste. Nosotros tenemos que destacar para que los jefes se fijen en nuestras cualidades.

Así es que, nada mejor que mostrar interés por la empresa. Que vean que te has informado sobre cómo trabajan, lo que hacen y las expectativas que tienen. Hoy en día no es nada complicado el poder obtener información de manera rápida y sencilla.

entrevista-de-trabajo

¿Por qué dejaste tu trabajo?

Además, son muy frecuentes los guiños hacia tu anterior trabajo. Sin duda, tu currículum es todo un buen arma que pueden usar en un momento así. De ahí que las preguntas hacia tu pasado, en cuestión de trabajo, siempre acaben saliendo a la luz.

Si te preguntan, ¿por qué has dejado tu trabajo?, intenta tener siempre una respuesta positiva. No se trata de que critiques ni tu antiguo empleo ni tampoco a todos los que formaban parte de él. Lo mejor es responder siempre destacando lo bueno.

Claro que si no estás en él siempre será por algo. Así que puedes contestar que ahora tus metas son otras. Claro que también tienes la opción de contar lo ocurrido realmente, pero de nuevo, sin hacer hincapié a nada negativo, ya que ésto dice mucho de una persona.

consejos-para-entrevistas-de-trabajo

¡Háblanos sobre ti!

Una de las preguntas que más se repiten en todas las entrevistas de trabajo es aquella en la que tenemos que hablar sobre nosotros. Aquí mucha gente comienza por un lado y termina en un gran laberinto. La empresa quiere saber tus puntos fuertes.

Aunque cierto es, que como se suele considerar una pregunta con trampa, algunas personas también demuestran sus puntos más débiles. Tienes que tener clara tu respuesta. No puedes esperar muchos segundos para contestarla, ya que es algo fundamental.

Debes comentar tus estudios así como las metas que quieres conseguir y como no, tus hobbies y aquellas aficiones que puedan tener la base más creativa. De este modo ya le darás pistas a la empresa de tus iniciativas y los avances que puedes tener como perfil.

oficina-entrevista-de-trabajo

Mucho tiempo sin trabajo

Si en tu currículum aparece algún espacio de tiempo donde no has trabajado, también se hará mención a ello. Sin duda, suele ser un tema recurrente ya que es muy frecuente. No todos tenemos la misma continuidad en el tiempo en cuestiones laborales.

Así es que, ten presente que puede ser una de las preguntas más seguras en una entrevista de trabajo. Si es así, enfréntate a ella de la mejor manera, la más positiva y relajada. Para ello, comenta que has dedicado todo ese tiempo a formarte.

Es una pregunta importante porque de ella pueden deducir si eres una persona constante o inestable. Así que, también puedes mencionar que has conseguido otros logros, como personales y que has ido buscando ese trabajo que te permita crecer en tu vida.

El gran error

Porque en las entrevistas de trabajo también hay preguntas un tanto negativas. Algo que quizás el cerebro no detecta a tiempo y nos puede jugar malas pasadas. No solo a nivel de vocabulario, sino también con nuestros gestos. ¿Qué contestarías si te preguntan cuáles han sido tus errores?.

Claro está que se refieren a errores en tu anterior trabajo. Es una forma de verificar si están ante una persona que reconoce y es capaz de mencionar sus propios errores o no. Así que, tómalo como algo natural y no te dejes llevar por el impulso.

Cuenta realmente un fallo que hayas tenido en tu anterior empresa. Luego, di cuál fue tu manera de resolverlo o cómo lo hubieras resuelto. Además, no está de más decir que has aprendido mucho de ese fallo y poner algún ejemplo de que no se volverá a repetir.

Comentarios